Las ruinas del castillo de Kildrummy

En las hermosas y extensas rutas para visitar antiguos castillos escoceses las fortalezas que nos encontraremos pueden dividirse en dos grupos. Por un lado tenemos aquellas que, debido a su destrucción total o parcial, han sido reconstruidas para que los viajeros empedernidos podamos disfrutarlas. Y por otra parte están las que se mantienen intactas y semiderruidas en su estado original, quizás menos atractivas a la vista pero con el don de hacernos viajar en el tiempo transportándonos a la época en que fueron construidas.

El castillo que conocemos hoy forma parte del segundo grupo. Aquel que engloba a las construcciones que, a causa del inexorable paso de los años y los diferentes saqueos sufridos, se reduce a unos cuantos muros de piedra que conforman sus ruinas. Pero a pesar de que no albergue la belleza de otras fortalezas que sí han sido restauradas, este edificio es sumamente especial por el maravilloso enclave en el que se encuentra situado y, como no, por su historia. Hoy descubrimos las ruinas del Castillo de Kildrummy.

Historia y situación del castillo de Kildrummy

castillo de kildrummy

(Imagen: www.maybole.org)

Para poder deleitarnos con los maravillosos paisajes que ofrece el castillo de Kildrummy debemos dirigirnos a la región de Aberdeenshire. Allí se construyó dicha fortaleza a mediados del siglo XIII convirtiéndose en una de los más grandes de la época. El edificio fue propiedad de la familia de Robert The Bruce, rey de Escocia entre los años 1306 y 1329 y compañero de batalla del famoso héroe escoces William Wallace en las Guerras por la Independencia.

Ya bajo la tutela de la familia Bruce el castillo sufrió diversos saqueos, incidentes en los que diferentes miembros del clan fueron ejecutados. Durante los siguientes siglos el edificio cambió de propietario hasta en tres ocasiones, formando parte del patrimonio de diferentes familias. Pero no fue hasta 1715 cuando el fin de los levantamientos jacobitas facilitó a las tropas inglesas su destrucción total, dejando en pie tan solo los muros que pueden visitarse hoy en día.

Ya en épocas más recientes las ruinas del castillo fueron entregadas a la Consejería de Obras y en la actualidad es propiedad de la organización Escocia Histórica, quien se encarga de su mantenimiento para mostrarlo al público. Para que los viajeros que visitan las ruinas puedan pernoctar en la zona se llevó a cabo la construcción del Kildrummy Castle Hotel, situado a escasa distancia del recinto.

Visita al Castillo de Kildrummy

castillo de kildrummy

(Imagen: www.castlesfortsbattles.co.uk)

Como hemos comentado antes las ruinas del castillo no son el único atractivo del lugar. Para llegar a lo que queda de la fortaleza debemos atravesar un camino vallado que es una auténtica preciosidad. Al final del sendero aguardan majestuosos los enormes muros de piedra. El contraste del color verde de la vegetación con el gris de las rocas utilizadas para su construcción convierten el lugar en una postal de gran belleza.

Ya en el recinto podremos observar como el edificio constaba de una construcción base y diversas torres independientes, todas ellas derruidas. Por uno de los lados del castillo el camino desemboca en un barranco, algo habitual en las fortificaciones de la época ya que se buscaba localizaciones de difícil acceso para garantizar la seguridad de la fortaleza.

Gran parte de los cimientos del castillo están al descubierto, signo inequívoco del paso del tiempo. Por otra parte unos documentos que vieron la luz hace unos años confirman que en 1925 se llevó a cabo una excavación arqueológica en el lugar que dejó al descubierto un antiguo suelo elaborado con piedras decorativas.

El castillo de Kildrummy es otro de los edificios históricos dignos de reseñar en Escocia. Junto a Urquart, Stirling buy nasonex online canada , nootropil buy uk Glamis, online Purchase Buy Buy Buy Eilean Donan y otros muchos dotan la geografía del país de un encanto y una belleza realmente formidable. ¿Te llevamos?

Pin It

Deja un Comentario